Instinto de caza en los gatos: ¿por qué caza mi gato?

10. March 2022

Detrás de la simpática cara de tu gatito se esconde un cazador experto y poderoso. Exploremos el instinto de caza en los gatos para comprender por qué a tu gato le gusta cazar y traer su presa a la puerta de tu hogar.

brown-white cat on a tree

Es difícil de creer que esa suave bola peluda que se acurruca junto a ti sea un poderoso depredador, con unos rápidos reflejos y capaz de dar golpes mortales. Todos los gatos son cazadores naturales y utilizan sus instintos innatos para atrapar y matar a su presa. Aprende todo lo que necesitas saber sobre el instinto de caza en los gatos y cómo reducirlo en este artículo. Y descubre también el localizador GPS para gatos, que te puede ayudar a que nunca pierdas el rastro de tu cazador aventurero

Quiero rastrear a mi gato

¿Por qué cazan los gatos?

Todos los gatos, salvajes y domésticos, pertenecen al grupo animal de los felinos. Los gatos nacen con todo el equipamiento que necesitan para cazar: unos dientes afilados, unos reflejos con la velocidad de un rayo, una excelente visión nocturna, una buena capacidad auditiva y estrategias de caza rápidas, potentes y cooperativas según la especie.

Los gatos salvajes cazan otros animales para comer su carne y alimentarse a sí mismos y a sus crías. La mayoría de los gatos salvajes son cazadores solitarios.

A lo largo de los siglos, algunas especies de gatos salvajes comenzaron a relacionarse con los seres humanos. Las personas utilizaban a los gatos para matar a ratones y otras plagas que se comían el grano almacenado por los agricultores. Estos gatitos domesticados no eran mascotas, sino que tenían que encontrar su propia comida cada día. ¡Son los predecesores directos de tu gato!

Llevan programado el instinto de caza en sus mentes. Los gatos domésticos que viven al aire libre utilizarán sus instintos para atrapar ratones, topos, pájaros o incluso conejos. Los gatos de interior, por su parte, emplean técnicas de caza a través del juego diario.

Estrategias y técnicas de caza felinas  

Imagina una leoparda agazapada en la sabana africana. Cada uno de sus músculos está tenso y tiene sus cinco sentidos en un antílope que está pastando cerca. Arrancando con sus cuartos traseros, la leoparda sale propulsada hacia delante. Tras una breve persecución a alta velocidad, la felina derriba a su presa con un poderoso zarpazo de su pata delantera y propicia un bocado mortal en la garganta del antílope. 

Tu gato es una versión a pequeña escala del leopardo africano. Su presa no es un antílope grande, sino algo más apropiado para su tamaño, como un ratón o un pájaro cantor. Sin embargo, la técnica de caza de tu gato es muy similar a la de un león, un leopardo, un lince o un puma. 

Muchos felinos emplean la técnica de «perseguir sigilosamente y lanzarse» para cazar a su presa. Estos gatos localizan a su presa, luego se agazapan y se arrastran lentamente hacia su presa. Cuando el gato está a una distancia desde la que puede sorprender a su objetivo, sale corriendo hacia él. Otros gatos prefieren tender una emboscada a su presa. Se esconden, esperan pacientemente hasta el momento adecuado y saltan sobre ella.

Gato marrón acechando a su presa al aire libre en el césped

En ambos casos, la presa muere debido a un mordisco en la garganta. Los afilados dientes del gato perforan la médula espinal, y con su potente mandíbula destroza la tráquea. 

¿Por qué caza mi gato si está bien alimentado?

Los gatos domésticos no se han criado de manera tan selectiva como los perros. Por este motivo, conservan su fuerte instinto de caza ancestral. Cazar es tan natural como comer y dormir para un gato. 

El deseo de cazar no está vinculado con el hambre. En la naturaleza, los gatos cazan en cualquier momento, incluso cuando no tienen hambre, porque no saben cuándo será su próxima comida. Si un gato ha de esperase a estar desesperadamente hambriento para cazar, podría estar demasiado débil para atrapar a su presa. 

Tu amigo felino seguramente no necesite atrapar una presa para sobrevivir, pero sus instintos de caza son fuertes. Por ello, tu gato podría cazar incluso si le das una comida nutritiva a diario.

¿Por qué mi gato trae pájaros y otros animales como regalos?

¿Tu gatito te trae «regalos» de ratones muertos a la puerta de tu casa? O aún peor, ¡un ratón que todavía está vivo! Esto puede ser una señal de que cree que eres parte de su familia. Está compartiendo el botín de su caza, de la misma manera que su mamá podría haber hecho con él o ella cuando era pequeño. 

Los gatos de interior también cazan, pero sus presas son ratones de juguete o pelotas; tu amigo felino también te las puede ofrecer como un regalo, aunque los juguetes no se puedan comer.  

¿Por qué juegan los gatos con su presa?

Cuando un gato forcejea con su presa tras el asalto inicial, puede parecer que quiera «jugar» con su captura. Pero, en realidad, el gato está cansando al animal hasta que sea seguro propiciar el mordisco mortal. 

Los ratones y las ratas tienen unos dientes incisivos afilados que podrían herir a tu gato si le muerden. Los picos de los pájaros son puntiagudos y también pueden hacer daño. Desgastando a su presa hasta que esté agotada, el gato tiene más posibilidades de evitar lesiones. Solo cuando la presa esté sometida, el gato se dispondrá a dar el mordisco mortal para cortar la médula espinal. 

Los gatos podrían lanzar su presa al aire, y esto puede dar la impresión de que estén jugando. Pero esta técnica puede hacer que la presa se caiga al suelo violentamente y causar la fractura de sus huesos. Como mínimo, la presa estará aturdida, lo que brindará al gato una oportunidad excelente para el mordisco final.

Otro motivo por el que los gatos podrían jugar con su presa es su escasa experiencia cazando. Los gatos jóvenes mejoran su técnica de caza viendo cazar a su mamá y acompañándola cuando se dispone a atrapar a sus presas. Un gato que haya sido separado de su madre a una edad temprana podría no haber tenido la oportunidad de perfeccionar sus estrategias de caza (ya sea a través de juegos o cazando). Un gato de interior que solo salga al aire libre de manera ocasional podría no tener las habilidades necesarias para matar a su presa, pero podría jugar con ella dándole golpes con sus patas. 

Gato caminando a través de la hierba mirando al frente para cazar

¿Cómo puedo observar la conducta cazadora en los gatos?

Incluso cuando no están cazando, tanto los gatos de interior como los de exterior pueden exhibir su instinto de caza. Sobre todo los gatos jóvenes perfeccionarán sus habilidades de caza atrapando cualquier cosa que se mueva, ¡como su propia cola o los cordones de tus zapatillas! 

Cuando los gatos cazan, utilizan el acecho, la persecución, el asalto y el golpeo. Puedes fomentar estos comportamientos cuando juegues con tu amigo felino. Estas son algunas ideas:

  • Bolsa de papel: abre una bolsa de papel grande en el suelo. Simula que eres un ratón y araña la parte trasera de la bolsa con tus dedos. Observa como tu gato se concentra cuando escucha el sonido de tus dedos arañando la bolsa, contonea sus cuartos traseros y se abalanza sobre ella.  ¡Ten cuidado de que tus dedos no reciban un mordisco!
  • Palo o caña de pescar: ata un lazo o una cuerda al extremo de un palo o caña de pescar. Sitúate en la esquina de una pared, donde tu gato no pueda verte. Lanza la cuerda al otro lado de la pared, hacia a tu gato. Deja que se siente sobre ella durante un minuto, y luego tira un poco hacia ti. Tu gatito se interesará extremadamente y se agazapará, preparándose para acechar a la «presa». Tira un poco de la cuerda de nuevo. ¡Prepárate para el ataque!
  • Lazo que desaparece: coloca un lazo o una cuerda en el suelo y cubre la mayor parte con una alfombra pequeña, dejando que tu gato pueda ver algunos centímetros. Tira del lazo lentamente, de modo que «desaparezca» debajo de la alfombra. ¡Prepárate para ver cómo tu gatito enloquece buscando el lazo!

¿Cuáles son los riesgos para la salud de los gatos que cazan?

Los gatos son cazadores innatos, pero dejar que tu gato atrape a sus presas hace que se exponga a distintos riesgos. Tu amigo felino no solo puede ser herido por los afilados dientes de un roedor mientras lo atrapa, sino que también puede enfermar al comer un animal salvaje.

Muchos animales salvajes, incluidos los ratones, las ratas y los pájaros que tu gato podría cazar, tienen parásitos intestinales, como los nematodos. Estos parásitos pueden causar diarrea y vómitos, y se pueden transmitir a otras mascotas o seres humanos. 

El toxoplasma es un parásito común en los gatos de exterior. Los gatos pueden ingerir los huevos de este parásito al comer ratas o ratones infectados, o al entrar en contacto con heces o tierra infectadas. El toxoplasma completa su ciclo de vida en los gatos. Los gatos infectados con toxoplasmosis podrían no mostrar síntomas, pero pueden transmitir el parásito a los seres humanos que manipulen el arenero del gato y accidentalmente ingieran los microscópicos huevos. Las mujeres embarazadas pueden sufrir graves complicaciones si se infectan con los parásitos que causan la toxoplasmosis. 

Otras enfermedades que los roedores pueden transmitir a los gatos o a las personas incluyen la peste, la leptospirosis y el hantavirus. 

Para no correr riesgos, utiliza guantes desechables cuando toques cualquier presa que tu gato traiga a casa, y deshazte de los animales muertos de forma segura. Si es posible, evita que tu gato se coma a la presa. Lava tus manos cuidadosamente con agua y jabón después de limpiar el arenero de tu mascota.

Hazle pruebas fecales a tu gato de exterior regularmente para detectar posibles parásitos intestinales. Tu veterinario podrá recomendarte un tratamiento concreto si fuera necesario. Toma medidas para prevenir las garrapatas y las pulgas si tu gato pasa mucho tiempo al aire libre. 

¿Cómo puedo lograr que mi gato deje de cazar?

Puede que estés viviendo una experiencia desagradable cada vez que tu gato trae una presa a casa, y además es un tema que cada vez preocupa más a la población. Actualmente se están llevando a cabo estudios para saber cómo afectan los gatos domésticos a la vida salvaje local 1.

Una manera segura de evitar que tu gato cace es no dejando que salga al aire libre. Si no es posible, plantéate crear un espacio de exterior seguro para tu gato, como un recinto al aire libre. Estos espacios de exterior enriquecerán la vida de tu amigo felino al mismo tiempo que lo protegerá de los peligros del exterior.

Si prefieres dejar que tu gato pasee al aire libre, el localizador GPS para gatos de Tractive puede ayudarte a que no pierdas de vista a tu amigo peludo. Después de todo, el instinto de caza es uno de los motivos más frecuentes por los que los gatos se escapan.

Mujer cogiendo sobre su hombro a un gato marrón con un localizador GPS para gatos en el collar.

Antes de Tractive, tenía problemas para encontrar a mis gatos todas las noches. Pero ahora, puedo encontrar fácilmente a mis gatos, incluso si están cazando o ignorándome cuando los llamo. Además, gracias a la función del Sonido, puedo llamarlos incluso si están demasiado lejos para escuchar mi voz. ¡Han aprendido a volver a casa cuando activo el sonido de su dispositivo GPS! ¡Tractive es probablemente lo mejor que le he comprado a mis gatos!

Descubre Tractive GPS

Estos son algunos otros consejos para frenar el instinto de caza de tu gato:

Reorienta el instinto de caza de tu gato a través del juego

Haz que tu gato se mantenga activo durante varias sesiones de juego cortas e intensas a lo largo del día.  Los gatos están especialmente activos al amanecer y al atardecer, por lo que es recomendable que juguéis juntos durante estos periodos. Utiliza estas sesiones para enseñar a tu amigo felino diferentes cosas; tu mascota disfrutará la estimulación física y mental, además de consolidar su vínculo contigo. 

Haz que tu gato de exterior sea ruidoso y llamativo

Tan solo poniendo un cascabel en el collar de tu gato puedes prevenir que lleve a cabo sus ataques. Las ratas, los ratones y los pájaros escucharán el sonido del cascabel a medida que el gato se acerca y podrán escaparse. 

Los pájaros tienen una excelente visión para percibir los colores. Por ello, si utilizas un collar o un arnés llamativo en tu gato, aumentarán las probabilidades de que los pájaros puedan verlo antes de que sea demasiado tarde. 

Tanto si decides utilizar un collar llamativo o con un cascabel, elige uno que cuente con un mecanismo de liberación rápida. De este modo, tu gato estará protegido si el collar o el cascabel se engancha en una valla o rama. Aprende cómo adiestrar a un gato a utilizar un collar.

Elige juguetes que se asimilen a presas naturales

Los ratones de juguete podrían ser un buen objetivo para el instinto de caza natural de tu gato. Cuando juegas de forma activa con tu gatito, le ayudas a liberar su instinto de caza y a utilizar el exceso de energía que podría emplear en cazar.

Haz que la hora de comer sea interesante

Elige comida para gatos con un alto contenido de carne que se asemeje más a las presas naturales de los felinos. Intenta que sean comidas pequeñas de manera frecuente a lo largo del día, de modo que su alimentación se alinee mejor con sus patrones de caza naturales. Intenta esconder comida en diferentes áreas de tu hogar para fomentar que tu gato «cace» comidas. Los comederos interactivos también pueden ser un reto para tu gato, ya que tendrá que trabajar para «atrapar» la comida del comedero.

Mantén a tu gato en el interior en los momentos del día con mayor presencia de presas

Muchas presas son más activas al amanecer y al anochecer. Para reducir las probabilidades de que tu gato se cruce con estas criaturas, mantenlo en casa durante los periodos de alta actividad de las presas. Lograrás que tu gato esté seguro y reducirás sus probabilidades de cazar. 

Es cierto que puedes hacer que tu gato deje de cazar, pero es imposible eliminar su instinto de caza natural. Si comprendes su instinto de caza, lo mantendrás sano y salvo respetando al mismo tiempo este comportamiento innato. 


¿Te ha gustado este artículo? También puedes aprender más acerca del instinto de caza en los perros.

Comprar localizadores para gatos

Más artículos interesantes

Más artículos