Lista de cosas para gatos bebés: ¡prepárate para su llegada!

10. November 2021

¿Tu gatito va a unirse pronto a tu familia? Prepárate con esta lista de accesorios y cosas para gatos bebés que necesitarás al dar la bienvenida a tu amigo felino.

gatito blanco jugando con un juguete colgando, fondo blanco

Hay pocas cosas que se puedan comparar con sostener a un gatito pequeño en tus brazos. El delicado pelo, el diminuto hocico y sus adorables maullidos… Tu tierno amigo felino puede ser pequeño, pero conquistará tu corazón el primer día.

Obviamente, tu gatito necesita algo más que amor para sobrevivir. Empieza a prepararte para su llegada con la comida, los cuidados veterinarios y los juguetes adecuados. Así ayudarás a que tu mascota crezca de forma saludable. Esta lista de cosas para gatos bebés con nuestras recomendaciones son un excelente punto de partida.

Antes de traer a tu gatito a casa

Antes de comenzar con tu lista de cosas para gatos bebés, debes saber qué necesitará el nuevo miembro de tu familia antes de la primera noche en su nuevo hogar.

Elige un veterinario para tu gato

Tu gatito va a necesitar cuidados veterinarios a lo largo de su vida, por lo que es recomendable elegir un veterinario antes su llegada.

Coge cita con el veterinario tan pronto como puedas para hacerle un chequeo general a tu gatito cuando llegue a casa. Dependiendo de su edad y procedencia, puede necesitar vacunas específicas o que lo desparasiten.  Las vacunas en la primera visita al veterinario son especialmente importantes para otras mascotas que puedan vivir en tu hogar.

Trae a tu gatito a casa cuando tenga 8-12 semanas

Es posible traer a un gatito a casa cuando ya tenga ocho semanas de vida, pero la mayoría de los expertos recomienda esperar hasta que cumpla las 12 semanas antes de separarlo de su mamá y sus hermanos. Esas semanas adicionales con su madre y los gatitos de su camada pueden beneficiar sus habilidades sociales y su salud. 

Cómo adaptar tu casa

Los gatos son curiosos y juguetones. Para que no le pase nada a tu gatito, retira o cubre cualquier cosa que tu nuevo amigo felino pueda morder o que pueda llamar su atención para jugar. Toma nota de los siguientes consejos:

  • Retira cuerdas, hilos, lazos y cintas de goma que se puedan ingerir y causar problemas intestinales. 
  • Esconde o cubre huecos (como el de detrás del frigorífico, si es tu caso) en los que tu gatito podría meterse y quedarse atrapado.
  • Mantén las plantas fuera de su alcance, ya que muchas son tóxicas para las mascotas. Comprueba qué plantas son tóxicas para más información.
  • También es una buena idea que te acostumbres a mirar en la lavadora, la secadora, la cesta de la ropa, los cajones y los armarios antes de cerrarlos: ¡puedes encontrarte un gatito en su interior!
  • Guarda todas las pastillas y medicamentos en una caja o armario: no las dejes en cualquier sitio.
  • Pon objetos valiosos o que se puedan romper fuera de su alcance o en un armario.

Y no te preocupes si se te olvida eliminar algún posible peligro: ¡tu gato lo encontrará por ti!

A medida que os vayáis conociendo durante los próximos meses, podrás relajar estas medidas. Sin embargo, es importante que prestes más atención a lo largo de sus primeros días en casa.

gatito gris durmiendo acurrucado en una manta blanca con la mano de una persona acariciándole el pelo

Crea un espacio seguro para tu gato

Antes de traer a tu nuevo amigo animal a casa, elige una habitación como zona de espacio seguro de tu gato durante sus primeros días. Una habitación de invitados es una buena opción, o cualquier otra que no utilices a diario. Coloca una valla de seguridad para bebés en la puerta. 

Este espacio seguro será donde tu amigo felino se familiarice con su entorno y su nueva familia. Recuerda que tu hogar es grande y tu recién llegado gatito no lo conoce. Cuando lo confinas en una habitación pequeña por un corto periodo de tiempo, dejas que se ubique y se acostumbre a las nuevas vistas, olores y sonidos de tu hogar, además de a las personas.

Lista de cosas para gatos bebés: el equipamiento y los accesorios que necesitas

¿Todo listo? Asegúrate de que las cosas para gatos bebés de tu lista están preparadas en el espacio seguro de tu mascota antes de su llegada. Coloca todo a una distancia cercana para que no se tenga que aventurar muy lejos cuando necesite algo. ¡Se trata del kit inicial de tu gatito!

  • Comida para gatos: la comida para gatos de buena calidad tendría que estar formulada con todos los nutrientes necesarios para que tu gato crezca sano y fuerte; durante su primer año de vida solo deberías alimentarlo con comida para gatos. 
  • Comederos y bebederos: compra varios comederos y bebederos, de modo que siempre tengas uno limpio a tu disposición; recuerda que debes lavarlos a diario. Los comederos y bebederos de acero inoxidable son muy fáciles de higienizar.
  • Premios para gatos: los premios serán útiles para adiestrar a tu gatito y crear una relación de confianza. 
  • Arena para gatos: la arena para gatos sin perfume y aglomerante es una buena opción. Si es posible, utiliza la misma arena para gatos que la persona que crió a tu gatito.
  • Arenero: elige un arenero sin tapa, con bordes bajos para que tu amigo felino pueda entrar y salir con facilidad. A medida que tu gato crezca, podrás utilizar un arenero más grande y con tapa, y elegir la arena que prefieras. Los gatitos saben de manera instintiva cuál es la misión del arenero cuando les enseñas dónde está.
  • Pala para la arena: utiliza la pala para limpiar el arenero cada día; la limpieza diaria reducirá los malos olores. Si el arenero está demasiado lleno, es posible que tu gato no quiera usarlo.
  • Transportín para gatos: consigue que a tu gatito le guste su transportín desde el primer día; para ello, puedes colocar golosinas, una manta con un olor familiar o juguetes en su interior. Si tu gato se siente cómodo en el transportín, los viajes en coche y las visitas al veterinario serán menos estresantes.
  • Cama para gatos: los felinos son capaces de encontrar decenas de lugares acogedores para dormir. Si quieres enseñar a tu gatito a dormir siempre en un lugar determinado o en una cama para gatos, empieza desde ya.
  • Cepillo para gatos: la pérdida de pelo y el cepillado regular ayudan a controlar el probable montón de pelo que te puedes encontrar si dejas demasiado tiempo entre cepillados; consigue que tu gato se acostumbre a que lo cepillen a diario desde pequeño. Además, las «sesiones de cepillado» son una oportunidad perfecta para crear un vínculo contigo.
  • Collar de gatos: el collar para tu gato y las etiquetas de identificación son esenciales para su seguridad si se escapa de casa. Aprende más acerca del adiestramiento de collar para gatos.
  • Juguetes para gatos: hay dos tipos de juguetes: aquellos con los que tu gato puede jugar solo y otros con los que puedes jugar de forma interactiva con él. Las pelotas pequeñas y los peluches de ratones son ideales para que tu gatito juegue solo. Utiliza cuerdas o juguetes interactivos, como palos y sonajeros, cuando juguéis juntos. 
  • Poste rascador: felicita a tu gatito cuando utilice el poste rascador para afilarse las uñas; si refuerzas este comportamiento, evitarás que arañe el mobiliario o las cortinas en su lugar. Los postes cubiertos de sisal son una buena elección.
  • Bolsa de papel o caja pequeña: a los gatos les encanta meterse en lugares pequeños, por lo que puedes ofrecerle una caja de cartón o una bolsa de papel abierta para que se acurruque. Nunca utilices una bolsa de plástico.
  • Árbol para gatos: a tu amigo felino le encantará trepar por las alturas para tener unas buenas vistas de su pequeño reino. Un árbol para gatos, con diferentes niveles, será perfecto para ello; muchos árboles para gatos incluyen túneles, plataformas para dormir y palos rascadores. 
  • Fuente de agua: tanto los gatos pequeños como los adultos no beben grandes cantidades de agua, pero las fuentes de agua pueden fomentar que beban más y se mantengan hidratados; de este modo, contribuirás a evitar que tu gato sufra problemas renales. Los gatos a menudo prefieren el agua corriente en lugar del agua en el interior de un recipiente. Espera hasta que tu gatito sea lo suficientemente grande para interactuar con la fuente de forma segura antes de utilizarla.
  • Productos de limpieza: los accidentes son inevitables. Por ello, es mejor que te prepares y dispongas de productos de limpieza específicos, como un spray limpiador de alfombras, para eliminar manchas y olores desagradables. Las toallitas para gatos se pueden usar para eliminar la suciedad y saliva del pelo de tu gato. Los ambientadores pueden ser útiles para reducir el olor de las mascotas en tu hogar. 
  • Localizador GPS para gatos: no nos podemos olvidar de los localizadores GPS para gatos. Gracias a este dispositivo siempre tendrás la tranquilidad de saber dónde está tu mascota. Sigue cada uno de los pasos de tu gatito en la app de Tractive GPS y no vuelvas a preocuparte por que tu amigo felino no vuelva a casa. Mira la foto de Minho con el localizador GPS 😻.

Conseguir mi localizador para gatos

Lee las opiniones de los usuarios de Tractive GPS en Trustpilot

Cómo traer a tu gato a casa por primera vez

¡El gran día ha llegado! Traes a tu gatito adorable a su nuevo hogar por primera vez, y aunque para ti será un día muy feliz, puede que tu nuevo amigo felino esté algo nervioso. Intenta no agobiar a tu mascota cuando llegue a casa. Si vas poco a poco, lograrás que la transición sea más fácil. A continuación, compartimos algunas recomendaciones que puedes seguir en vuestro primer día juntos.

Utiliza un transportín en el coche

Cuando recojas a tu gatito del criadero, colócalo directamente en un transportín. Si es posible, pide al responsable del criadero una manta o una toalla del lugar donde tu gato ha estado durmiendo. Si pones la manta o la toalla en el transportín, los olores reconocibles de su madre y sus hermanos ayudarán a reconfortarlo durante el viaje. Coloca también algunas golosinas para gatos en el transportín.

Mientras conduces, háblale a tu gatito con amabilidad y evita poner música alta o tocar la bocina. Haz que el viaje sea lo más tranquilo posible. 

Coloca a tu gato en el espacio seguro

Cuando lleguéis a casa, lleva a tu gatito en el interior del transportín hasta la habitación que será su espacio seguro. ¡Verifica una vez más que toda la habitación está a prueba de gatos! Intenta que solo haya una persona en la habitación con el nuevo miembro de la familia (¡incluso si todo el mundo está muriéndose por conocerlo!), y evita los ruidos innecesarios.

Cierra la valla de seguridad colocada en la puerta de la habitación. Abre la puerta del transportín y espera pacientemente hasta que tu gatito salga solo. Es posible que necesite algunos minutos para sentirse seguro antes de explorar su nuevo entorno. Recuerda: ¡tanto la habitación como su contenido son nuevos para tu mascota!

Si tu gatito no muestra ninguna intención de salir después de 30-60 minutos, sácale y muéstrale dónde está la comida, el agua y el arenero. Luego permite que explore y olfatee el espacio.

Deja el transportín en la habitación para que tu gato pueda dormir en su interior.

Después de pasar un rato juntos, abandona la habitación y cierra la valla de seguridad. Comprueba que está bien de vez en cuando, pero deja que se sienta cómodo por sí mismo. En algunos casos, los gatos pueden acostumbrarse a su nuevo hogar en menos de 24 horas. Sin embargo, otros pueden tardar días o incluso un par de semanas. Todo depende de su personalidad.

Presenta tu gatito al resto de la casa y de la familia

Cuando tu amigo felino esté comiendo, bebiendo y utilizando su arenero con normalidad en el espacio seguro, deja que explore el resto de tu hogar gradualmente. Al principio, puede que sea una buena idea llevarlo al espacio seguro por la noche. De este modo, tendrá su comedero, bebedero y arenero siempre a mano. Además, habrá menos posibilidades de que se meta en problemas mientras duermes. 

Gatito blanco comiendo del cuenco, fondo blanco

Fija una zona para alimentar a tu gato

Cuando tu nuevo amigo animal se haya acostumbrado bien a su espacio seguro, decide dónde va a comer. Es mejor colocar el comedero y el bebedero en una superficie sólida, como una baldosa, para facilitar las tareas de limpieza. Utiliza comederos y bebederos pequeños, y sustitúyelos por recipientes más grandes en el futuro. 

Fortalece vuestro vínculo a medida que tu gato crece

Cuidados veterinarios

Las visitas regulares al veterinario son importantes para proteger la salud de tu mascota a lo largo de su vida. Las vacunas contra la rabia, la panleucopenia felina y otras enfermedades se pondrán durante las revisiones anuales en el veterinario.

La lista de vacunas variará dependiendo del estilo de vida de tu gato. Asimismo, tu veterinario puede controlar el peso y la salud de tu amigo felino, y hacer recomendaciones en cuanto a su dieta a medida que crece. En la primera visita al veterinario, asegúrate también de poner un microchip a tu gato.

Cuando tu gatito alcance los cinco meses, tu veterinario recomendará esterilizar o castrar a tu mascota. Esto ayudará a que tu gato o gata viva más tiempo y tenga una buena salud, porque el riesgo de cáncer o contraer infecciones será menor.

Seguro para gatos

Disponer de un seguro para gatos garantizará que puedas cubrir los gastos veterinarios. Al igual que los seguros para las personas, los seguros para mascotas tienen primas, deducibles y beneficios anuales máximos. Algunas pólizas no incluyen cuidados dentales o chequeos rutinarios. Lee las condiciones de la póliza de seguro detenidamente para saber lo que estás contratando. 

Adiestramiento para gatos

¿Quién ha dicho que no puedes adiestrar a tu gato? A través del refuerzo de los comportamientos positivos puedes enseñarle casi cualquier cosa, como ir de paseo o que venga a tu lado cuando lo llames. Los libros o vídeos son útiles para aprender a adiestrar a tu mascota.

Los principios básicos del adiestramiento son iguales para casi todos los animales, ¡por lo que te animamos a que lo intentes! Además, las sesiones de adiestramiento son una oportunidad perfecta para consolidar el vínculo con tu gatito.

Gato marrón corriendo en un jardín con un localizador GPS

Juegos y ejercicio físico

Jugar con tu gato es una de las mejores maneras de lograr que se mantenga en buena forma. Además de jugar con juguetes para gatos o bolsas de papel, ¡podríais ir de aventura juntos! Enseñar a tu amigo felino a pasear con correa de forma segura o hacer senderismo con tu gato pueden ser actividades muy gratificantes y saludables para los dos. Los expertos están de acuerdo en que, si comienzas a practicar estas actividades cuando tu gato es joven, hay más probabilidades de tener éxito que si esperas hasta que alcance la edad adulta.

Incluso puedes utilizar un monitor de actividad para gatos para realizar un seguimiento de la actividad física de tu mascota.

Conseguir monitor de actividad para gatos

¿Debes dejar que tu gato salga a la calle?

La decisión de permitir que tu gato pasee al aire libre es una elección personal. Aunque es oportuno mencionar que se cree que los gatos de interior viven el doble o el triple de tiempo que los gatos de exterior. ¿Por qué? Existen mayores probabilidades de que los gatos de exterior se encuentren con animales salvajes, tengan enfrentamientos con otros gatos o sufran enfermedades contagiosas o accidentes como un atropello.

Una solución intermedia es crear un recinto para tu gato. En este recinto o patio al aire libre, tu gato podrá disfrutar de las vistas, los sonidos y los olores de la naturaleza, sin enfrentarse a los peligros del exterior. Los recintos se pueden comprar o construir con diversos materiales que tengas en casa. 

¿Deberías tener otro gato más?

Muchas personas deciden adoptar a dos gatitos al mismo tiempo para que ambos se conviertan en amigos inseparables. No hay ninguna duda de que, si tienes dos gatos, la tarea de socializar a tu mascota no recaerá exclusivamente sobre ti. Tus dos gatitos pasarán horas jugando juntos y probablemente también duerman uno al lado del otro. 

Normalmente tus dos amigos felinos se llevarán bien, pero cada gato tiene una personalidad diferente. Por ello, algunas veces podrán tener desencuentros o incluso ser incompatibles. Asegúrate de que tus dos gatos pueden retirarse a lugares diferentes si desean hacer un descanso en sus discusiones felinas. 

Accesorios básicos para diversas etapas de la vida

Gatos adultos

Cuando tu amigo felino cumpla un año puedes comenzar a darle comida para gatos adultos. Puedes elegir entre comida húmeda (en lata) o comida seca, según la preferencia de tu amigo felino. Si lo necesitas, también puedes consultar a tu veterinario.

Los gatos adultos son menos activos que los pequeños, por lo que debes controlar su peso. Los gatos con sobrepeso pueden tener problemas gastrointestinales y en las articulaciones, además de otras enfermedades. 

Gatos mayores

A medida que tu gato adulto crece y se convierte en un gato anciano, sus necesidades cambiarán, en particular aquellas relacionadas con su dieta. Algunos gatos podrían necesitar dietas especiales para aliviar problemas renales o gastrointestinales, que son comunes entre los mayores. Tu veterinario es la persona más indicada para recomendar la dieta adecuada.

Cuando los gatos envejecen podrían tener dificultades de movilidad. Puedes ayudarles poniendo escalones o rampas para que alcancen sus lugares favoritos con facilidad. También es una buena idea crear un lugar de descanso cómodo para aliviar los posibles dolores en las articulaciones. Y, por supuesto, ¡dale todo tu cariño! 

Disfruta de tu amigo felino y observa cómo crece

Bueno, ahora ya sabes qué cosas para gatos bebés necesitas y cómo cuidar de tu nuevo amigo. Recuerda que tu gatito crecerá muy rápido: disfrutar de cada momento a su lado. ¡Observa cómo aprende, explora y se convierte en tu mejor amigo animal! Las bases de la amistad que crees con tu gatito cuando es pequeño harán que disfrutéis de muchos abrazos y aventuras juntos a lo largo de los años.

Descubre el GPS para gatos Tractive


¿Te ha resultado útil esta lista de cosas para gatos bebés? ¡Compártela con otra persona!

No pierdas nunca a tu gato

Más artículos interesantes

Más artículos